Página 1 de 5 123 ... ÚltimoÚltimo
Resultados 1 al 10 de 44
  1. #1

    Amistad by Paulo Coelho

    Registrate en los foros para dejar de ver este anuncio
    Voy a escribir un cuento de uno de mis autores favoritos. Se llama Paulo Coelho y trata sobre la amistad. Espero que os guste la aportacion que a mi me ha encantado (sobre todo a ti, Boris) y si alguien tiene algo que aportar, bienvenido sera. Un saludo, amigos!!

    Un hombre, su caballo y su perro viajaban juntos. Al pasear por un bosque, una tormenta comenzó, cayó un rayo y mató a los tres. Pero el hombre no se dio cuenta de que había abandonado este mundo y siguió caminando con sus dos animales (a veces los muertos andan un cierto tiempo hasta que se dan cuenta de su nueva condición). La carretera era muy larga y colina arriba. El sol era muy intenso, y los tres estaban sudados y muy sedientos. En una curva del camino, vieron un bello portal de mármol, que conducía a una plaza pavimentada con adoquines de oro. El caminante se dirigió al hombre que custodiaba la puerta y entabló con él la siguiente conversación:


    • Buenos días
    • Buenos días - respondió el guardián
    • ¿Como se llama este lugar tan bonito? - preguntó el viajante
    • Esto es el cielo
    • ¡Que bien que hayamos llegado al cielo. Estamos sedientos!
    • Usted puede entrar y beber tanta agua como quiera - y el guardián señaló la fuenta
    • Pero mi caballo y mi perro también están sedientos
    • Lo siento mucho - respondió el guardián - No se permite la entrada de animales en este lugar

    El hombre se levantó con gran disgusto, pues tenía mucha sed, pero no pensaba beber solo. Dio las gracias al guardián y continuo con su viaje.
    Después de caminar largo rato colina arriba, los tres estaban exhaustos, llegaron a otro sitio cuya entrada estaba marcada por una puerta vieja que daba a un camino de tierra rodeado de árboles. A la sombra de uno de los árboles había un hombre echado, con la cabeza cubierta por un sombrero. Posiblemente dormía.


    • Buenos días - dijo el viajante

    El hombre respondió con un gesto con la cabeza
    • Mi perro, mi caballo y yo tenemos mucha sed
    • Hay una fuente entre aquellas rocas - contestó el hombre, señalando el lugar. Podeis beber toda la que querais

    El viajante, su perro y el caballo bebieron toda el agua necesaria para calmar su sed. El hombre volvió atrás para dar gracias al buen hombre.

    • Podéis volver siempre que queráis - respondió éste
    • A propósito, ¿como se llama este lugar? - preguntó el viajante
    • CIELO
    • ¿El cielo? Pero si el guardián de la puerta de mármol me ha dicho que aquello es el cielo.
    • Aquello no es el cielo, es el infierno - respondió el guardián

    El caminante quedó perplejo.
    • Deberíais prohibir que utilizaran vuestro nombre. Esta información falsa puede provocar grandes confusiones - se quejó el viajante
    • De ninguna manera - increpó el hombre - En realidad nos hacen un gran favor ya que allí se quedan los que son capaces de abandonar a sus mejores amigos...

    JAMAS ABANDONES A TUS MEJORES AMIGOS PORQUE...

    • Hacer un amigo es una GRACIA
    • Tener un amigo es un DON
    • Conservar un amigo es una VIRTUD
    • Ser tu amigo ES UN HONOR

    PAULO COELHO


  2. Los siguientes 6 usuarios estan agradecidos a aik01 por este mensaje:


  3. #2
    Maravillosa historia amigo...

    Aqui en un diario de Ecuador Paulo Coelho cada semana tiene una columna llama EL ALQUIMISTA, siempre colcoa cuentos como este, ya los colocare para compartirlas con la gente del foro que le guste leer.


    Me encanto ese final.

  4. El siguiente usuario esta agradecido a Boris_ac por este mensaje:


  5. #3

  6. El siguiente usuario esta agradecido a thekiller por este mensaje:


  7. #4

  8. El siguiente usuario esta agradecido a Zoval por este mensaje:


  9. #5
    gracias tio!!!
    a mi me encantan este tipo d historias, me gustaria k la gente puesiera + posts como este.

  10. El siguiente usuario esta agradecido a Itachi Uchiha por este mensaje:


  11. #6
    Seguiré poniendo más historias, pero os animo a todos que pongais aqui escritos que os emocionen y tengan un mensajes constructivos, que bastantes mensajes destructivos tenemos hoy en dia en cualquier sitio

  12. #7
    weno pos pongo este k lei en 1 pagina web donde habia 1 monton d historias como esta y ahora mismo no me acuerdo del nombre d dicha web peo x suerte he consegido encontrar esta historia mediante 1 amigo.
    esta historia tambien trata sobre la amistad:

    Dice una linda leyenda árabe que dos amigos viajaban por el desierto y en un determinado punto del viaje discutieron.

    El ofendido, sin nada que decir, escribió en la arena: "HOY, MI MEJOR AMIGO ME PEGO UNA BOFETADA EN EL ROSTRO..."

    Siguieron adelante y llegaron a un oasis donde resolvieron bañarse. El que había sido abofeteado y lastimado comenzó a ahogarse, siendo salvado por el amigo.

    Al recuperarse tomo un estilete y escribió en una piedra: "HOY, MI MEJOR AMIGO ME SALVO LA VIDA..."

    Intrigado, el amigo pregunto: Por que después que te lastime, escribiste en la arena y ahora escribes en una piedra?...

    Sonriendo, el otro amigo respondido: "Cuando un gran amigo nos ofende, deberemos escribir en la arena donde el viento del olvido y el perdón se encargaran de borrarlo y apagarlo; por otro lado cuando nos pase algo grandioso, deberemos grabarlo en la piedra de la memoria del corazón donde viento ninguno en todo el mundo podrá borrarlo jamás".


    VIVA LA AMISTAD!!! XDD.
    y viva este foro k aunke haya muchos piratas soys todos unos [email protected] d puta madre XDD.

  13. El siguiente usuario esta agradecido a Itachi Uchiha por este mensaje:


  14. #8
    Muy bonita tu historia Itachi ya la habia leido antes piratilla :D

    El acto de escribir, el lector

    “Hay dos tipos de escritores: unos hacen pensar, y otros hacen soñar”, dice Brian Aldiss, quien durante mucho tiempo me hizo soñar con sus libros de ciencia ficción. Pensando en su frase y en mi oficio, resolví escribir unas tres columnas sobre el tema.

    Me parece, en principio, que todos los seres humanos de este planeta tienen por lo menos una buena historia que contar a sus semejantes. Recojo a continuación mis reflexiones sobre algunos elementos importantes en el proceso de creación de un texto.

    El lector
    Todo escritor debe ser, antes que nada, un buen lector. Quien se aferra a los libros académicos y no lee lo que escriben los demás (y no me refiero solo a libros, sino también a blogs, columnas de periódicos, etcétera) nunca llegará a conocer sus propias cualidades y defectos. Por lo tanto, antes de comenzar cualquier nota, debes buscar a personas interesadas en compartir sus experiencias mediante la palabra.

    Yo no digo: “Acércate a otros escritores”. Sino: encuentra a personas con diferentes habilidades, porque escribir no se diferencia de cualquier actividad realizada con entusiasmo.

    Tus aliados no serán necesariamente aquellas personas a las que todos miran, deslumbrados, y afirman: “Es el mejor”. Muy al contrario: es gente que no tiene miedo de equivocarse y que, por eso mismo, falla.

    Por la misma razón, no siempre se reconoce su trabajo. Pero estas son las personas que transforman el mundo, y que, después de muchos errores, logran algún acierto que revoluciona para bien la vida de su comunidad.

    Son personas que no consiguen estarse de brazos cruzados, en espera de que las cosas sucedan, para poder después decidir cuál es la mejor manera de contarlo: van decidiendo a medida que actúan, incluso sabiendo que eso puede ser muy arriesgado.

    Convivir con este tipo de personas es importante para un escritor, porque este debe entender que, antes de ponerse frente al papel, debe ser lo bastante libre como para cambiar de dirección a medida que su imaginación viaja.

    Después de escribir una frase, debe poder decirse a sí mismo: “Mientras escribía, recorrí un largo camino, y ahora concluyo este párrafo con la conciencia de que arriesgué lo necesario, y di lo mejor de mí mismo”.

    Los mejores aliados son los que no piensan como los demás. Por eso, mientras buscas a tus no siempre visibles compañeros (pues raramente se produce el encuentro entre el lector y el escritor), has de creer en tu intuición, y no le prestes oídos a los comentarios ajenos.

    Las personas siempre juzgan a los otros con el modelo de sus propias limitaciones – y a veces la opinión de la comunidad está llena de prejuicios y miedos.

    Únete a los que nunca dijeron: “Hasta aquí he llegado, no puedo seguir”.

    Porque de la misma manera que al invierno lo sigue la primavera, nada puede parar: tras alcanzar el objetivo es necesario recomenzar, usando siempre todo lo aprendido en el trayecto.

    Únete a los que cantan, cuentan historias, disfrutan de la vida, y tienen alegría en los ojos. Porque la alegría es contagiosa e impide siempre que las personas se dejen paralizar por la depresión, por la soledad y por las dificultades.

    Y cuenta tu historia, aunque solo sea para que la lea tu familia. (La próxima semana: la pluma).



    El acto de escribir, la pluma y la palabra

    La semana pasada afirmé que todo escritor es un buen lector. Vienen a continuación algunas reflexiones sobre el instrumento clásico que todo el mundo emplea.

    La pluma

    Toda la energía del pensamiento termina manifestándose por la punta de una pluma. Desde luego, esta palabra podría sustituirse por otras como bolígrafo, teclado de ordenador o lápiz, pero “pluma” es más romántico, ¿no es verdad?

    Retomemos el asunto: la palabra termina por condensar una idea.

    El papel es apenas un soporte para esta idea. Pero la pluma permanecerá siempre contigo, y es necesario saber cómo utilizarla.

    Los periodos de inactividad terminan haciendo falta: una pluma que no para de escribir al final pierde la conciencia de lo que hace. Por lo tanto, déjala descansar siempre que te sea posible, y preocuparte más de vivir y de reunirte con los amigos. Cuando regreses al oficio de la escritura, hallarás una pluma feliz, con toda su fuerza intacta.

    La pluma no tiene conciencia: es una prolongación de la mano y del deseo del escritor. Sirve para destruir reputaciones, hacer soñar, transmitir noticias, formar bellas frases de amor... Por todo esto, procura ser siempre claro con tus intenciones.

    La mano es el lugar donde todos los músculos del cuerpo, todas las intenciones del que escribe, y todo el esfuerzo para compartir lo que siente, se encuentran concentrados.

    No se trata únicamente de una parte de tu brazo, sino de una extensión de tu pensamiento. Toca tu pluma con el mismo respeto que un violinista tiene por su instrumento.

    La palabra
    La palabra es la intención final de todo el que desea compartir algo con sus semejantes. William Blake decía que todo lo que escribimos es fruto de la memoria o de lo desconocido. Si alguien me pidiese a mí un consejo, le diría que respetase lo desconocido, y que buscara en sí mismo su fuente de inspiración.

    Las historias y los hechos siguen siendo los mismos, pero cuando abres una puerta de tu inconsciente, y te dejas guiar por la inspiración, ves que la manera de describir lo que viviste o soñaste es siempre mucho más rica cuando tu inconsciente guía tu pluma.

    Cada palabra deja en tu corazón un recuerdo, y es la suma de estos recuerdos lo que conforma las frases, los párrafos, los libros. Las palabras son flexibles como la punta de tu pluma, y entienden las señales del camino. Las frases no vacilan en cambiar de rumbo cuando descubren..., cuando vislumbran una oportunidad mejor.

    Las palabras tienen la naturaleza del agua: rodean las rocas, se adaptan al lecho del río, a veces se transforman en un lago hasta que la depresión se llena, y pueden así proseguir su camino. Porque la palabra, cuando ha sido escrita con sentimiento y alma, no olvida que su destino es el océano de un texto, y que más tarde o más temprano llegará hasta él.


    http://www.eluniverso.com/

    Ahi puedes ver la seccion EL ALQUIMISTA cada semana escribe Paulo Coelho
    Última edición por Boris_ac; 01/07/2008 a las 21:34

  15. El siguiente usuario esta agradecido a Boris_ac por este mensaje:


  16. #9
    Aqui va otra historia que me gusta mucho ya que yo soy el del carácter impulsivo muchas veces y es algo que tengo que aprender.

    Mi carácter impulsivo, me hacía reventar en cólera a la menor provocación.

    La mayor parte de las veces, después de uno de estos incidentes, me sentía avergonzado y me esforzaba por consolar a quien había dañado.
    Un día mi consejero, quien me vió dando excusas después de una explosión de ira, me entregó un papel liso.Y entonces me dijo:


    • Estrújalo

    Asombrado, obedecí e hice una bola con él papel. Luego me dijo:

    • Ahora déjalo como estaba antes.

    Por supuesto que no pude dejarlo como estaba. Por más que traté, el papel quedó lleno de arrugas. Entonces mi consejero hablo:

    • "El corazón de las personas es como ese papel. La impresión que dejas en ese corazón que lastimaste, será tan difícil de borrar como esas arrugas en el papel. " Aunque intentemos enmendar el error, ya estará "marcado".


    Por impulso no nos controlamos y sin pensar arrojamos palabras llenas de odio y rencor, y luego, cuando pensamos en ello, nos arrepentimos. Pero no podemos dar marcha atrás, no podemos borrar lo que quedó grabado. Y lo más triste es que dejamos "arrugas" en muchos corazones.


    CUANDO TENGAS GANAS DE ESTALLAR, RECUERDA....

    "El papel arrugado"

  17. Los siguientes 3 usuarios estan agradecidos a aik01 por este mensaje:


  18. #10
    Registrate en los foros para dejar de ver este anuncio
    voy a mirar k creo k en algun sitio tngo guardadas algunas reflexione sobre la vida.
    no son historias peo weno al iwal k lo d boris d en k pensar XDD.

Página 1 de 5 123 ... ÚltimoÚltimo

Bookmarks

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •  
¡Síguenos en las redes!


Copyright© 2006-2017 Grupo SomosXbox. Todos los derechos reservados.
Hosting a cargo de Estudio Alfa